¿Cómo mejorar la visión de forma natural? Ver los testimonios - mejoratusalud

English
Français
Logo slogan
Logo M
Logo S
Logo .news
Traducida
Vaya al Contenido

¿Cómo mejorar la visión de forma natural? Ver los testimonios

Testimonios


 
Gracias a todos los que se han molestado en enviarme su testimonio, lo necesitamos.
Si esta página les ha servido, piensen que servirá a mucha más gente. Cuantos más testimonios pueda publicar, mejor será el servicio prestado a los que están interesados en este tema. También estoy interesado en cualquier información documentada como análisis, ecografías... La publicación en mejoratusalud.news será por supuesto anónima.


Para dejar testimonio                                Para entender estos resultados



Testimonios recibidos:

Los nombres son ficticios para conservar el anonimato de los testimonios.


Madelyn, 47 años, Nicaragua, 9 de agosto de 2017 :

Madelyn, 11 de julio de 2017:
Buenos dias a todos y a todas. Me llamo María y tengo 47 años he estado batallando desde el 2005 con fibromialgia, candidiasis crónica y problemas digestivos de toda índole. Después de ser diagnosticada con Gastritis y deudenitis, Ibs. He estado tratando con diferentes métodos por ejemplo: MMS este con pocas mejoras. Ahora decidí hacer la limpieza hepática pues tiene sentido a mi modo de ver. La gente con candidiasis esta muy tóxica y el hígado se satura. Comencé hace un mes y tengo que decir que el sulfato me incomoda, pero lo tolero por el bien propio, el aceite de oliva es bastante agradable y no me molesta. Con esta limpieza saque una considerable cantidad de piedras, de tamaños diferentes. Unas grandes de color verde, otras grandes grises y una especie de gravilla gris. Esto se dio sin dolor alguno. Al pasar los dias senti mucha mejoría en la digestión, pero aproximadamente a las dos semanas regresaron mis síntomas. Hoy termine mi segunda con más piedras que la primera y esperando resultados positivos y más duraderos. Olvidé decir que también tengo eczema y manchas oscuras en la cara. De esto estoy mejor pero es muy temprano para decir si es por las limpiezas. Ya les informaré luego! Esperaré con ansias el próximo mes para reportarles. Saludos y gracias

Madelyn, 9 de agosto de 2017:
Hola a todos! Como les prometí el mes pasado, les doy mi testimonio de mi tercera limpieza. Esta vez saque menos piedras que las veces a anteriores, estas eran de color gris y pequeñas... Mi digestión mejor, aunque no del todo bien!!! Mi reflexologa me dijo sin saber. Que la zona de mi hígado en mi pie, se sentía con menos cristales. Creo que esto es posible por las limpiezas! Y de echo me duele mucho menos cuando yo presiono el punto reflejó. Antes era algo muy doloroso cuando ella lo masajeaba. Bueno! El proximo mes les contaré sobre como mejoran o no mis síntomas de gastritis y ibs. Hay que dar tiempo al cuerpo para curarse! Mis manchas de la cara mejorando cada día más. Mis uñas más rosadas, pues llegaron a tener una coloración blanca. Mis ojos con menos venitas rojas, y menos irritados. Saludos a todos.


Claire, 37 años, 14 de febrero de 2016 :
¡Buenos días!, soy hidroterapeuta del colon y naturópata. Para mi gran sorpresa, esta limpieza de hígado no se enseña ni en las escuelas de hidroterapia ni en las de Naturopatía La descubrí gracias a mi clientela y me tranquilizó hacerlo gracias a un profe que nos habló del tema al final del curso, es muy adepto a eso. Conozco muchos medios de limpiar el hígado por remedios homeopáticos, tintura madre, etc… esto no arregló nunca mis problemas de estreñimiento y de intolerancia. Me alegro porque tuve el valor de hacerlo a pesar de todos los ecos de prevención que podrían haberme echado atrás y ahora, ¡tengo ganas que pase el mes para hacerlo de nuevo! La mezcla de aceite y de zumo de pomelo fue agradable de tomar. Diluí el sulfato de magnesio en una botella la mañana de la cura y no tuve problema en beberlo. Dormí como un bebé y al día siguiente por la mañana, evacué cálculos verdes manzanas blandos y gravillas durante todo el día. Habiendo aprendido la iridología, he podido apreciar como los vasos que estaban cerca del iris han retrocedido y que la esclerótica es mucho más blanca: al día siguiente por la mañana mis ojos brillaban. Yo, sentí sobre todo fenómenos energéticos de purificación desde la absorción de la mezcla de aceite de oliva y el zumo de pomelo. Durante la irrigación del colon que ha seguido, ha salido grasa de la máquina. Claire


Terence, 51 años, Francia, 22 de noviembre de 2015:
Empecé la limpieza de hígado en diciembre de 2014 (previamente hice una irrigación del colon 3 días antes de mi primera cura del hígado). Mi primera noche fue correcta (sensación de asco después de haber bebido aceite de oliva/ pomelo durante aproximadamente 2 horas) y evacuación de los primeros cálculos el día siguiente a partir de las 10h30 – ningún dolor, la evacuación continuó el domingo pero nada que ver con una gastroenteritis. Y 3 días después, volví a hacer una irrigación del colon para limpiarlo todo bien. Hoy estoy con mi limpieza de hígado número 10 (conservo todavía la irrigación del colon el tercer día después de la cura). Sobre las 10 curas, he probado la mezcla de aceite de oliva/zumo de limón que me gusta más y tiene los mismos efectos que la de oliva/pomelo. Todas las noches no han sido muy agradables (algunas veces con ganas de vomitar durante varias horas y/o hinchazones en el vientre) pero al día siguiente siempre tenía mucha energía y una sensación de bien estar. Al día siguiente, cada vez tenía “buena cosecha” piedrecitas verdes o amarillo y arena. Con 20años, me diagnosticaron una enfermedad de Gilbert (no era grave, el blanco de los ojos se ponía amarillo, cansancio, pusilanimidad y me daban asco de todas las comidas grasas) y también tuve ataques de la vesícula biliar en este periodo. Después de mis curas del hígado, ya no tenía casi nada de frio, el blanco del ojo se aclaró y ya tenía más energía. Pienso continuar una vez por trimestre a partir del 2016, y luego dos veces al año. Estoy seguro de que mi hígado se detoxifica y me siento cada vez mejor.


Harmony, 66 años, Suiza, 29 de diciembre de 2014:
Gracias Denis por su página y a todas las personas que han testimoniado. Todo eso me ha motivado para emprender esta limpieza. Desde la primavera, llevo cinco curas hechas, no he podido hacerlas de manera regular, una al mes, pero hay resultados. Las manchas marrones en las manos se difuminan cada vez más. Los dolores en el brazo y en el hombro izquierdo, y también en la nalga y en el muslo derecho han desaparecido después de la primera cura. Durante la primavera, la presión intra ocular era de 20 y 22. A partir del mes de agosto, ha bajado a 14 en los dos ojos y en el control de noviembre seguía a 14. EL oftalmólogo no entiende nada. Pero no me hizo ninguna pregunta. En enero haré la sexta cura a pesar de que los brebajes no sean muy agradables de tomar. Cordiales saludos. Harmony


Sophie, 56 años, Francia, 21 de octubre de 2014:
Buenos días, he hecho mi primer tratamiento de hígado a principios de septiembre. Genial, he vuelto a tener esa sensación de hambre que había perdido, un sueño profundo y de calidad, una mejor digestión y una gran concentración. Mi alergia en los ojos se ha reducido muchísimo. Acabo de hacer la segunda limpieza. Me siento ligera, positiva con mucha energía. Mi lengua está rosa. Gracias de verdad, por todas sus informaciones.


Michelle, 48 años, Suiza, 2 de julio de 2014:
Buenos días, hice dos limpiezas del hígado (la primera en mayo y la segunda en junio de 2014) y estas son mis impresiones: sueño increíblemente reparador, gran bienestar, blanco del ojo casi azulado como los niños muy jóvenes, lengua más viva, menos cargada si hago una comida un poco pesada, mente más tranquilizada, en fin, pura felicidad. Entonces, voy a seguir aún algunas veces (ya que hay materia), y después pienso adoptar una “velocidad de crucero” de mantenimiento dos o tres veces al año, como la limpieza del colón en el contexto de las curas revitalizantes Kousmine (en los cambios de estaciones por ejemplo). No encontré dificultad particular en aplicar este tratamiento, al contrario. Obviamente, el sulfato de magnesio no es el brebaje soñado, pero pasa en pocos segundos. Sin embargo, me gusta la mezcla de pomelo y aceite de oliva. De nuevo, muchas gracias por vuestro compromiso.


Fanny, 42 años, Francia, 28 de junio de 2014:
De carácter un poco angustioso,   afectada  de manera cotidiana con migrañas, dolores en las cervicales agudas, gases, cansancio, falta de energía... Pasé la etapa de la primera limpieza de hígado el 10 de febrero de 2013. Hoy, 27 de junio de 2014, acabo de realizar la séptima limpieza de hígado. Confieso que es físicamente muy agotador, pero tan beneficioso para mi bienestar general. Algunas limpiezas me han permitido expulsar únicamente pequeñitos cálculos, a veces sólo simple barro pegajoso y verde, algunas curas me han permitido evacuar cálculos de un tamaño de 12mm. Estaba muy impresionada, guardo algunas fotos. Sigo con dificultad para tragar el sulfato de magnesio (me da náuseas) pero siento mucho placer al beber la mezcla de aceite y pomelo. Los resultados siguen siendo sorprendentes a partir del día siguiente de cada limpieza. Volví a tener el vigor muscular, la energía física y mental, el espíritu más lúcido. Mis dolores abdominales e hinchazones desaparecían durante algunas semanas. Volví a tener un ojo más despierto y una tez más clara. Si tuviera la oportunidad, haría esta cura cada mes. Pero mi actividad profesional temporal no me lo permite. El libro de Andréa Moritz que tengo desde el principio es un buen complemento de vuestra página, lo vuelvo a leer a menudo, un poco como una biblia.  Animo a todo el mundo a probar  la experiencia por lo menos una vez... Personalmente,  Ya no puedo vivir sin ella.  Los beneficios son tan numerosos que vuelvo a hacerla en cuanto siento la necesidad. Mil gracias de nuevo Denis por su página tan  completa.


Paul, 45 años, 21 de abril de 2014:
Buenos días Denis, tengo 45 años. En el pasado me ocurría que tenía una sensación de como si tuviera cálculos en el hígado. No sospechaba que realmente los tenía. Gasté de manera inútil dinero en complementos alimentarios. Actualmente, estoy en mi 22° limpieza. Estaba muy motivado con sacar todas esas porquerías: barro marrón y maloliente, después barro y semillas blancas, y siempre granos verdes como guisantes, de todos los tamaños. Mi última limpieza hizo salir principalmente barro, algunas partículas verdes. Pero sentía una molesta en una pequeña punta en la vesícula y a veces hasta el omoplato, señal de que hay que volver a hacer una cura.
Los beneficios observados de esas limpiezas son en mí:
- Eliminación del letargo física y psicológica, y una alocución más fluida
- percepción de rejuvenecimiento general
- blanco de los ojos que ya no es amarillo, mirada clara
- flexibilidad articular de las piernas, ya no más calambres en las piernas
- reflejos espontáneos más prestos, indicando una mejor atención y reacción
- fuerte disminución de las ojeras bajo los ojos
- Muy buena resistencia a pesar de una noche muy corta si me acuesto tarde y me levanto temprano
- Pérdida de peso sin hacer régimen
- Menos sensibilidad al gluten, pero esa sensibilidad sigue estando
- desaparición de los gases de intestinos (que a pesar de todo vuelven después, sobre todo al comer harina de trigo, aunque biológica)
- pérdida de cintura después de cada limpieza.
Cordialmente.


Virginie, 42 años, 7 de abril de 2014:
Buenos días Denis, estoy en mi 11° limpieza de hígado y siento cada vez más las mejorías.
Esta es la lista de los beneficios que saco:
- Piernas que se hinchan al fin del día: acabado
- Hormigueos en los pies al despertarme: no consigo suprimirlos
- Calambres de estómago: olvidadas
- Digestión : rápida y ligera
- Ojeras hundidas y azules: disminuidas limpieza tras limpieza
- Cansancio crónico: energía reencontrada
- Piel seca (disminuida al dejar los productos lecheros): piel más flexible, ya no más tirones.
- Nariz roja: lo sigo teniendo de vez en cuando, cuando bebo alcohol o cuando como grasiento
- Punto doloroso en el hombro derecho
- Estoy más tranquila y positiva
- Estreñimiento: sigo con problemas para ir al baño
- Ojos que lloran después de un día de trabajo en el ordenador: olvidado
- Pérdidas blancas: cada vez menos
- transpiración disminuida (y eso que pensaba no formar parte de la gente que sudaba en exceso pero ahora sudo poco).
Pienso seguir todavía un poco pero no tan a menudo ya que sólo expulso puntas de cálculos, y tengo dificultad para tragar la mezcla pomelo/aceite de oliva. Gracias por todos sus testimonios, eso motiva y muchas gracias Denis por su página. Virginie.


Marion, 50 años, 31 de marzo de 2014:

Marion, el 5 de marzo de 2014:
Buenas tardes Denis, hice mi primera limpieza de hígado con éxito, salieron más de 200 cálculos. Tenía miedo de lanzarme ya que la ecografía me anunciaba una hepatopatía crónica y una vesícula llena de cálculos y bloqueada en el barro.
Finalmente, tengo mejor salud, mejor vista y mis bolsas bajo los ojos han disminuido, todo eso sin dolor, voy a seguir, estoy tan contenta de haber podido evitar la cirugía, viva la cura de Moritz.
Gracias a todos, Marion

Marion, el 31 de marzo de 2014:
Aquí está la continuación de mi experiencia, no hay que quedarse en una sola limpieza, la segunda es aún más fuerte que la primera. Un montón de cálculos amarillos y verdes salieron, y aún muchos durante la hidratación del colón dos días después. Me siento mejor y me preparo tranquilamente para la tercera limpieza, esta solución de Moritz no sólo es fácil de hacer sino que aporta una salud mejor, energía y esperanza en el futuro y una mejoría general de la vida.


Amandine, 45 años, 12 de diciembre de 2013:
El domingo 24/11/13, tuve que ir a urgencias por culpa de un punto de dolor al nivel del esternón extremadamente doloroso. El médico de urgencias me hace una ecografía y me avisa de que la ablación de la vesícula será sin duda necesaria, me aconseja pedir cita con un cirujano, y según esta cita me organiza otra ecografía...
Antes, y desde más o menos 2 meses:
-somnolencia frecuente, necesidad de echarme una siesta después de cada comida, aunque fuera ligera. Y después de la siesta, mucha dificultad para despertarme, cansada de una siesta a otra... y el espíritu nada despierto.
-cansancio permanente, dolores musculares desde el momento en el que hago un mínimo de esfuerzo (por ejemplo desplazar cartones, recoger hojas...), menos flexibilidad y la impresión de estar pesada e ir siempre arrastrándome.
-depresión, ideas negras: veía siempre lo peor en algo sin importancia
-dolores de cabeza cada semana, hasta a diario
-relacionados con las migrañas: fuertes dolores en la nuca (en una escala de 1 hasta 10, diría 6 ó 7...)
-especie de eczema: herpes y picores en casi toda la parte baja de las piernas, del tobillo hasta la rodilla, en mi opinión consecuencias de mi intolerancia a los productos lácteos. Desde aproximadamente 15 años, no me había vuelto a pasar.
-cansancio visual, cada vez más dificultades para leer los pequeños símbolos (por ejemplo me encontré un día incapaz de leer el nombre de las calles en un mapa...) e impresión de ver los caracteres “bailar” delante de mis ojos. La lectura y hasta la comprensión se habían vuelto difíciles.
(Nota: tengo dolores en la nuca extendiéndose hacia la cabeza y dolores de cabeza desde hace años, pero de forma irregular y puntual).

Limpieza del domingo 01/12/13. Durante la semana anterior (la que siguió la ecografía): principalmente zumo de fruta o verduras templadas, + 1 litro de zumo de manzana cada día, + tazas de agua tibia o caliente, y por la noche una fruta o algunas cucharadas de verduras. Hidroterapia el viernes 29/11 y el martes 03/12. Durante la limpieza del 01/12, pasé una noche absolutamente horrible. Ya que no había tomado nada graso (ni animal, ni vegetal) desde hacía una semana, ¿estaría relacionado? Pequeña anécdota: entre las 23 y medianoche, bostecé sin parar, ¡impresionante  ! Después náuseas, entonces vomité alrededor de la 1 de la mañana: eso ya no tenía tanta gracia... Pero una vez que vomité, perfecto, nada de náuseas. Sin embargo, no he dormido en toda la noche, sólo de las 6 hasta las 8. “Cálculos” expulsados: el equivalente de 4 ó 5 cucharadas, nada más que 5 milímetros de diámetro.
Desde la limpieza de este día (12/12/13), o sea una decena de días más tarde:
-nada de somnolencia ni de siesta, me despierto fresca y lista, ¡un renacimiento!
-de nuevo con flexibilidad, nada de dolores después de un esfuerzo, llena de energía, pérdida de barriga -3kg sin retomarlos desde entonces (bueno, sólo hace 10 días...)
-nada de desánimo, veo las cosas tal como son, nada de ideas oscuras (a pesar de que mi situación no ha cambiado)
-nada de migraña, nada de dolores cervicales, ufff...
-el eczema ya no me pica, y entonces mi piel volvió poco a poco a un estado sano
-espíritu claro y lectura sin problemas, pero aún un poco de presbicia  . Sin embargo puedo leer de nuevo los nombres de las calles en un mapa de Ginebra.

El 04/12, fui a hacer la ecografía pedida por el médico de urgencias. Las únicas fechas disponibles estaban después de la fecha de la limpieza, una pena. Sin embargo, estuvo muy instructiva, ya que el ecógrafo me dijo, sorprendido: “pero, no tiene nada en su vesícula, nada de cálculos. Está perfecta y vuestro hígado también: ningún problema”. Está claro que desde entonces aconsejo esta limpieza a todo mi entorno :D . Pero estoy perpleja al notar el número de personas que ya no tienen vesícula y a los que los médicos no proponen alternativas. Anda, buena limpieza. Por mi parte, la próxima se hará sin duda el 21/12. Que tengan un buen día, y mil gracias Denis por su página y los videos, muy claros (leí el libro de A. Moritz hace unos meses y los dos me parecen complementarios). Amandine


Sylviane, 57 años, 3 de diciembre de 2013:
Acabo de terminar mi cuarto cura de desintoxicación del hígado. Empecé a principios de septiembre a razón de una cura al mes. Durante cada una de mis 4 curas, no he tenido problemas para dormir, excepto para la tercera en la que me desperté en medio de la noche ya que me costaba digerir la mezcla de aceite de oliva y zumo de pomelo. Conseguí volver a dormir después de hacer grandes respiraciones en mi cama. Desde la primera, noté un enorme alivio en la zona de mi hígado y de mi estómago. Expulsé mucha arena y creo que también micro cálculos. Algunos cálculos biliares han empezado a salir durante la segunda limpieza que me hizo sacar gordos trozos de grasa amarilla que seguramente cubrían mi hígado. Durante la tercera cura, por fin muchos cálculos salieron por primera vez. Eso me impresionó y también estuve muy cansada durante los días que siguieron, creo que fue porque era la primera liberación importante de cálculos. Acabo de expulsar aún más cálculos esta vez, que es la cuarta, sin sentir ningún cansancio particular después, como si mi cuerpo se hubiera acostumbrado. Hasta empecé a echar algunos cálculos antes de beber el sulfato de magnesio. Me siento cada vez mejor: digestión mejorada, desaparición de la sensación de pesadez al nivel del hígado y del estómago, mejor moral, vista mejorada, desaparición de las manchas en la piel, más energía, como un renacimiento. Aconsejo a todo mi entorno hacerla. El libro de Andreas Moritz es extraordinario en cuanto a su claridad e inteligencia. Al expulsar los cálculos, creo que sacamos mucho más que materias tóxicas sino también emociones negativas relacionadas con los cálculos. Ánimo a todos y a todas.


Marc, 66 años, 11 de noviembre de 2013:
Buenos días a todos. Descubrí este método barato y muy eficaz, con muchos resultados positivos, navegando por internet. Sólo lo hice tres veces desde mayo de 2013 pero lo vuelvo a empezar el fin de semana que viene. Por mi parte, siempre tuve buena salud a pesar de muchos abusos, un poco de colesterol pero bajando ya que no quería tomar medicación y es lo que hice. Después de mi primera limpieza, al día siguiente todo el mundo me preguntó lo que había hecho, tenía la tez fresca, estaba en mejor forma, con una vista más clara, hablo mucho de eso en mi entorno y tengo la dirección en un papelito que doy cada vez que lo comento, también con 6 otras páginas de salud. Buena continuación a todos.


Etienne, 38 años, 29 de octubre de 2013:
Buenos días a todos, sufriendo de problemas hepáticos no patológicos sino “hereditarios”, como me lo señaló un especialista hace más de un año, subrayando que nací así y que moriré con eso... Los exámenes subrayaron una tasa de bilis muy elevada pero por el resto, todo iba bien. Excepto que físicamente notaba mi estómago desplazado hacia la derecha (vaya cosa más rara), un punto constante como una molestia constante en el hígado y también un punto permanente en el omoplato derecho, unos ojos amarillos, una lengua siempre cargada, una pérdida de apetito con la sensación de estar llena después de 3 cucharadas, las extremidades de los dedos de los pies y de las manos frías, una bajada de energía física graduada (nada bueno para el deportista que soy) cansándome al mínimo esfuerzo, un aliento que se volvía corto con la sensación de que los pulmones se llenaban sólo al 50%, aguantando mal el frío, después, a nivel del comportamiento me volvía muy nervioso, me costaba concentrarme y mi memoria se desmoronaba. La lista es larga y similar en los males de los mensajes leídos antes. Entonces, en octubre de 2012, decidí tomar las riendas, y gracias a internet, encontré esta página y su contenido. Después de haber leído el libro, empecé el protocolo, lo hice 5 veces (de octubre de 2012 hasta febrero de 2013, con “cosechas” numerosas, poco voluminosas y arena...) al principio, con 6 meses de descanso, y repetición en septiembre de 2013 (cosecha más voluminosa, 1,5 cm hasta 2cm), y ahora, estoy en plena limpieza. La primera me vino de maravilla, ya que más allá de lo físico, la limpieza tuvo impacto en otros planes, igual de importante.
Los resultados: sólo positivo, todo mejoró, un renacimiento como siempre.


Gérard, 44 años, 24 de octubre de 2013:
¡Buenos días! Gracias por compartir su experiencia. Yo mismo hice 4 limpiezas del hígado, y casi 10 meses después, noto todos los días cambios y mejoras increíbles. La primera cosa: la más importante para mí, es mi alergia. Al cabo de 4 limpiezas, ya no tengo alergia y he dejado todo el tratamiento relacionado con ello. Ya no tengo dolores musculares, ni de dolores de espalda ni de hombro-nuca. Mi piel es mucho más flexible y menos seca. Ya no tengo los ojos rojos ni conjuntivitis. Digestión más cómoda, desaparición de la acidez y de los reflujos gástricos. Mejoría en la calidad de mi pelo. Ya no estoy cansado como antes y aguanto mejor el estrés y la falta de sol... Un solo consejo, no dudéis y hagan la limpieza. Después será vuestro cuerpo el que os lo pida.


Victoria, 36 años, 5 de septiembre de 2013:

Victoria, 17 de julio de 2013:
Buenos días y gracias por su página. Acabo de hacer la primera limpieza del hígado (después de haber leído el libro de A. Moritz) y estoy encantada… Estoy en el sector de la salud y tengo que decir que este método me parece tan genial y asequible para todos que hablo de ello a mis clientes... Todo ha ido muy bien. He podido dormir fácilmente. Por la mañana, tuve algunas eliminaciones (6 ó 7) que tuvieron como resultado cosas distintas como barro, pequeñas piedras color “amarillo” y otras cosas indefinibles. Olor horrible... Argg!! Estoy contenta de que todo esto esté fuera y no dentro. Después, por la noche, nueva expulsión esta vez piedras más gordas. La mañana del domingo, sentía algunas náuseas y también me sentía en hipoglucemia. Al día siguiente, gran limpieza de 2 litros (gracias a una cánula especial) y expulsión de centenas de cálculos de distintos tamaños. He examinado uno y por lo visto parecía bilis aglomerada. Los efectos inmediatos:
-mejor vista, tengo la impresión de una vista más clara y más alargada,
-mejor comprensión de las canciones en inglés,
-sólo tengo ganas de comer cosas sanas, y ya nada de cosas malas,
-más energía, lo noté al ir en bici el otro día, no estaba cansada como antes.
Ahora estoy impaciente por empezar la segunda cura, os iré avisando de lo que pasará.

Victoria, 5 de septiembre de 2013:
A continuación del primer episodio, hice mi segunda limpieza el mes siguiente y todo muy bien. Estoy lista para empezar la tercera. Sólo para deciros que noto que cuando hago desvíos alimentarios, ya no lo pago tanto y que he notado cambios positivos en el síndrome premenstrual. Tengo pensado hacer mi tesina sobre esta cura milagrosa y tengo una cita mañana para encontrar una persona que podría seguir mis análisis de sangre.


Elyse, 63 años, 11 de enero de 2013:
Acabo de terminar mi segunda limpieza de hígado, estoy totalmente satisfecha. No tengo problemas importantes de salud. Duermo muy mal y muy poco y estoy cansada. La primera vez, expulsé unos 150 cálculos y la segunda 40 cálculos. La mañana de la cura, me sentía muy cansada, como después de una noche de fiesta. El resultado: estoy en muy buena forma, llena de energía, mi visión más clara y me siento más ligera. Sigo con la cura una vez al mes hasta que ya no tenga cálculos biliares. Gracias por su página.


Patrice, 28 años, 3 de diciembre de 2012:
Estoy en mi segunda limpieza. Me siento mejor desde la primera, las migrañas han disminuido mucho. Mi digestión es buena y ya no tengo crisis de hígado. Respiro la vida y veo mejor. Mi sueño es de mejor calidad y la sensación de pesadez ha desaparecido. Recupero rápido del cansancio durante las pequeñas siestas después de la comida. Hago la próxima después de las fiestas de Navidad. Gracias de nuevo por su página.


Agnès, 63 años, 18 de agosto de 2012:
¡Buenos días Denis! cuando empecé las limpiezas (en mayo de 2011), sufría de electro sensibilidad, y durante 4 años viví entre todas esas ondas sin saber que todas esas bajas frecuencias me destruían poco a poco... (wifi, bluetooth, móviles...). Tenía un montón de síntomas que, a lo largo de las limpiezas (hice unas 20 en 15 meses), han desaparecido. Y ahora estoy muy feliz, volví a tener sueño y una vida normal sin sufrimiento. En mi entorno, hablo de su página, que tiene un muy buen impacto.

Mis síntomas de electro sensibilidad:
-dolores de cabeza con sensibilidad del cuero cabelludo
-problemas de vista y disminución de la agudeza visual, sequedad de los ojos y moscas volantes
-cansancio +++
-pérdida del sueño
-aumento del peso ++ (en mi caso) pero para otros es el contrario
-problemas de alergias con picores +++ (placas gordas debajo del pecho)
-encías frágiles con abscesos (a pesar de un buena higiene bucal)
-taquicardias nocturnas (el corazón se pone a latir a lo loco... por la noche es impresionante)
-micciones frecuentes por la noche (cada hora y media), ¡cansa mucho!
-algunos músculos se quedan híper extendidos (los bíceps en mi caso)
-dolores de espalda: lumbalgias o dolores ciáticas que me obligaban a permanecer en cama la mayoría del tiempo
-problemas del oído (silbidos en el oído)
-transpiración excesiva por la noche (cuerpo y cuero cabelludo)
-mala digestión con subidas de ácidos
-pigmentación de la piel (manchas morenas en las mejillas y los antebrazos)
-heces descoloridas
-caída del pelo y aceleración de su blanqueamiento
-y dolores abdominales de día y de noche. Esos dolores han parado inmediatamente al suprimir los alimentos a base de gluten (pan, pasta...) y los productos lácteos y al tomar un pro biótico (lactospectrum) laboratorio EL STUM) que es un remedio y no una medicación.

Todos esos síntomas han desaparecido a lo largo de las limpiezas, sin ayuda de ningún tratamiento demedicación, pero con mucha FE y PERSEVERANCIA en ese tratamiento natural y muy gratificante.

Aquí tienes Denis, quise hacer un testimonio de lo más completo posible, ya que hay más de 5% de la población que es electro hipersensible o electro sensible, más todos los que no lo saben, como yo durante 4 años.
Gracias de nuevo a ti.
Saludos. Agnès


Cathie, 47 años, 20 de julio de 2012:
Empiezo esta noche mi limpieza número 11 según el método Moritz.
Mejoría observada en mi caso:
1.dolor intenso en la rodilla izquierda cuando la doblaba el cual a casi desaparecido.
2 .dolor en el ojo izquierdo ulceración, casi desaparecida
3.mejor digestión (lengua menos cargada)
4.canas que desaparecen. Eso sí, han vuelto a aparecer desde hace más de un mes, aún no he encontrado la razón
5.menstruaciones menos molestas
6.pelo menos graso después de las primeras limpiezas.


Bertrand, 35 años,30 de noviembre de 2011:
Buenos días Denis,
En lo que concierne los resultados sobre la salud, esta cura (que no está nada acabada ya que eché menos cálculos que tú, estoy alrededor de unos 1500 creo pero no los he contado realmente) tuvo los efectos siguientes:
1/ mejora progresiva de mi digestión (tránsito más regular, hinchazones menos importantes)
2/ final de los dolores de espalda (un dolor cerca del omóplato derecho se paró)
3/ ojos que se habían vuelto grises, volvieron a su azul brillante original
4/ mejoría de la energía
Tengo 35 años dentro de tres semanas y esta cura me ayuda a seguir adelante ya que estoy convencido de su interés: vivir sin cálculos, una cosa menos para mejorar el órgano central del sistema inmunitario que es el hígado.
Cordialmente, Bertrand
Regreso al contenido